viernes, febrero 22, 2008

POETAS DEL TRIBUTO: DAVID GONZÁLEZ, MI HERMANO


He aquí, para rematar esta serie de post dedicados a los POETAS del TRIBUTO, el poema del tributado, de mi hermano DAVID GONZÁLEZ. Ya sobran las palabras,sean escritas o habladas. Este poema aparecerá en su próximo libro que editará BAILE DEL SOL próximamente:

EL CASCABEL DEL SONAJERO

sobre los tacos de goma
del pedal de las bicicletas
nuestros pies de plomo

una mano, la izquierda,
se cierra sobre el puño del manillar,
y la otra, la derecha, sostiene
los globos de agua

los globos de agua
que haríamos estallar
a ser posible
contra el cuerpo
contra la jeta
o contra la cabeza
de los manguis
que solían sobar estirados
sobre los bancos de niebla
del campo de las monjas

¡el súbito despertar
de los pobres indigentes!

¡el susto que se llevaban!

su pelo sucio chorreando

la ropa, toda su ropa, calada

la risión al verlos de aquellas trazas

qué niño soy
qué sucio estoy(1)

así que cuando escucho
que ahora
a los manguis
los empapan con gasolina
les prenden fuego
y los queman vivos
trato de no pensar
o de pensar lo menos posible
en lo absurdo que al final
acaba ya por resultar todo
incluso los actos
hechos a mala fe:

30 años después de todo aquello

el agua

que contenían aquellos globos
quizá, es muy posible,
hubiera bastado para sofocar
las llamas
y salvarles la vida
a los manguis
de nuestra civilizada sociedad
del mal
estar



(1) Manta Ray. CD Estratexa. Ediciones Acuarela, Madrid.

ESTE POEMA,INÉDITO FORMARÁ PARTE DEL PRÓXIMO LIBRO DE DAVID GONZÁLEZ "EN LAS TIERRAS DE GOLIAT. ESPERO QUE SALGA MUY PRONTO PARA PODER IR CORRIENDO A COMPRARLO.

4 comentarios:

BACO dijo...

¡Hostas, tío!, que ganas tengo de que llegue mañana por la noche. Has organizado una tremenda (habéis, los de Creatura, supongo). A ver si estoy en condicionesm de encontrar el Maluca.
David, con los ojos de la nuca que miran con cariño al pasado, recuerda cuando eramos malos, pero no tanto, y nos creíamos los únicos y, en verdad, lo éramos. Bueno y buena la reflexión que provoca esta poesía.
Un abrazo desde El Laberinto (por cierto, que ya ha salido mi libro y a ver si le dais un poco de aire)

Viktor Gómez dijo...

No esta nada mal, creo que este chico tiene posibilidades, ¿cómo dices que se llama?
Lo que no cabe duda es que es poeta. Que se lo haga mirar, posiblemente sea un caso tan excepcional que ni sepan cómo se cura esa sed de justicia, verso y vida digna.

Y fuera de coñas, David contra Goliath: una lucha que vamos perdiendo y se ganará.

Que poco falta y que buen cierre en la nómina de nómadas has preparado, Kebran.

Un abrazote

Tu Viktor

Rémora dijo...

De los que lei de David, este me gusta especialmente.

Saludos desde Oviedo

Anónimo dijo...

Uff...

pedazo poema.

pedazo David y ASÍ de grande eres tú, Kebran.

No sé qué más decirte... que un beso enorme.
Y que como siempre, gracias.
Lu.