lunes, febrero 18, 2008

POETAS DEL TRIBUTO: EL KEBRANTAVERSOS



Pues de mi mismo no voy a escribir, no me jodáis. Os pongo aquí uno de mis inéditos poemillas y ustedes me cuentan:



“INFRAMUNDOS. TU HISTORIA DE SIEMPRE.
CONFIDENCIAS QUE ME ROZAN EL ALMA
PALABRAS QUE SACUDEN CONCIENCIAS DORMIDAS
ENCIERRAN DOLOR Y SANGRE.
SUPURAN MELANCOLÍA.
LAVATE CON LÁGRIMAS.
QUISIERA LLORAR EN TI.
PUDIERA TU MUNDO SER MAS ALEGRE
TU HISTORIA SERÁ LA DE NUNCA.
Y VOLVER A EMPEZAR DE NUEVO.
ULTRAMUNDOS. MONTONES DE HISTORIAS.
SONRISAS QUE HIEREN.
DUDAS QUE DISIPAN BRUMAS DEL AYER
CONCEDEME UN DESEO PARA ALEGRARTE
VEN CONMIGO Y ADOREMOS AL DORADO PÁJARO
QUE BATE ALAS Y SURCA EL VERSO.”


POEMA INÉDITO

4 comentarios:

Maribel Sánchez dijo...

siempre quedan inframundos bajo las esquinas, no siempre se ven, tu has sabido captarlos y traerlo hasta aquí en tus versos.

Buen trabajo Kebran. Un besazo

Saiza dijo...

Precioso Poema Kebran, una delicia disfrutar de tu blog y del creatura. Gracias por tenerme siempre informada. Un beso

Sandra Garrido dijo...

Quienes viven en esos inframundo, en esa tristeza, suele aprender muchas cosas que otros siquiera imaginan, los valores se los da la vida, y sus conciebcias han vivido tanto...que se van armando de valor...y sí la poesía es un buen refugio una buena terapia.

Creo que de los mejores que te heleído

Un abrazo.

Viktor Gómez dijo...

kEBRAN:

del sensible goteo que la rama tras la lluvia propicia al suelo siento el latido de tus adentros, una ligereza, un humilde brillo de agua mínima que lagrimea para que la semilla crezca. Y crecerá. Y será un árbol. Y dará sombra y en su copa los pájaros vendran a pasar un suave invierno. Y cuando el leñador quiera quitarte del sitio, un vendaval de cuchillos le cortará el paso, una furía de cien fuegos se abrirá en círculo. Y una ácida lluvia pondrá muros infranqueables.

Qué nadie se acerque al Kebran si no viene en paz, si no respeta su corazón, desde donde late el mundo.


Buenas noches, Poeta. Me deja temblando tu sensibilidad, esa piel del alma tan frágil, tan límpida.

Cuidate bueno, que ya estamos llegando.

Tu Viktor